Cinematógrafos: los grandes olvidados

DIRECTORES

Con esta entrada, me decido a ponerle cara a todos aquellos paisajes preciosos de escenas que nos conmueven, a todas aquellas habitaciones lúgubres donde las buenas noticias no están al pie del día y a todos aquellos planos cerrados que destripan la personalidad y los sentimientos del personaje. Es una de las formas de reconocer el trabajo de estos grandes artistas que en ocasiones son olvidados y sepultados por guiones, directores y actores, pero que tienen en su mano la capacidad de dejar boquiabiertos a los espectadores de una sala con una simple escena. Con esta recopilación no trato de hacer ‘minibiografías’ de los directores, puesto que no aportarían nada. Mi objetivo es expresar el por qué me marcaron a mi estos cinematógrafos y con qué escenas me sorprendieron más.

Puesto que a pesar de apasionarme la fotografía, aún me considero un pequeño cervatillo en este mundo; me veo incapaz de decidir cuál de estos directores es mi favorito – bastante que he hecho una selección – así que los ordenaré por orden alfabético.

Janusz Kaminski

El siempre fiel cooperante en las películas de uno de los grandes directores que han existido como es Steven Spielberg. Este polaco nacido en 1959 consiguió atraparme y podría decir, que fue una de las razones que propició que empezase a fijarme en la belleza de las imágenes gracias a una escena que se nos quedó grabada a todos al ver “La lista de Schindler” (1993). Efectivamente, estoy hablando de la escena de la niña del chaquetón rojo en un mar de personas y edificios sin saturar.

schindler

Porque este director es capaz de mostrarnos la simpleza de la fotografía con esa escena, y la complejidad de este arte en escenas de películas como por ejemplo “La guerra de los mundos” (2005) o “El mundo perdido: Jurassic Park” (1997). Y con complejidad no me refiero solo a estructuración y encuadre de la imagen, sino a conseguir que planos tan oscuros y tenues como tienen ambas películas lleguen al espectador y sea capaz de interpretar la tensión y angustia que vive el personaje en ciertos momentos.

Para finalizar con este director, quiero destacar una escena que cualquiera podría confundir como un archivo de vídeo sacado de un momento de la historia preciso. Me refiero al desembarco de Normandía en “Salvar al soldado Ryan” (1998). Por lo tanto, un cinematógrafo que puede darnos la simpleza, la complejidad y el realismo de una película.

Emmanuel Lubezki

El mexicano de moda, seguro que os suena haber escuchado su nombre y no sabéis donde. Incluso en relación a un término por el que destaca; el famoso ‘falso plano secuencia’. Así es, este hombre es el acompañante en los dos últimos éxitos de Alejandro González Iñárritu. Ese ‘falso plano secuencia’ de “Birdman” por el que consiguió el Oscar y – obviamente – cautivó al público, y esos planos de los bosques helados de Luisiana en “El renacido” por los que podría ganar su tercera estatuilla.

bullock

A pesar de que Iñárritu ha supuesto un momento de esplendor para el cinematógrafo mexicano, Lubezki ya se había trabajado un renombre con otras cuatro nominaciones a los Oscar por mejor fotografía en la que salió victorioso de la que es, para mí, su mejor creación; la oscuridad de “Gravity” reflejada en esos planos cortos de la cara de Sandra Bullock en los que todos sufrimos con ella por ciertos momentos.

En conclusión, un amante de los planos secuencia y de los escenarios en los que el personaje se hace pequeño respecto al paisaje.

Wally Pfister

Como ya hemos visto, detrás de cada gran director se encuentra un cinematógrafo al mismo nivel para crear las grandes obras del séptimo arte. Y en este caso, Wally Pfister aparece en los créditos junto al director al que le encanta jugar con nuestras mentes, Christopher Nolan. Hablar de la fotografía de este hombre sería muy sencillo; sería soltaros una lista de grandes películas que la mayoría habréis visto y dejar que las imágenes hablen. Pues bien, el compañero de travesuras mentales de Nolan nos ha hecho disfrutar de la estética de películas como “Interstellar” (bajo el mando de Hoyte van Hoytema), la última trilogía de Batman, “Memento” y su obra culmen, “Origen”.

1281025151810

Consiguió la estatuilla ansiada por todos por su gran trabajo en “Origen” y sus mundos de arquitectos mentales y sueños dentro de sueños. Lugares realistas en cuanto a lo conocido, pero con toques surrealistas que nos expresan a la perfección esa sensación de estar dentro de un sueño.

En conclusión, un cinematógrafo capaz de jugar con la estructura de los paisajes, hacernos ver como normal aquello que nuestra mente no podría llegar a imaginar – como en el caso de “Interstellar” y “Origen” – y mostrarnos que en la oscuridad también se esconde la belleza como en “El caballero oscuro”.

Andrzej Sekuła y Robert Rodríguez

En esta ocasión he agrupado dos directores de fotografía por su similitud y, sobre todo, porque son los artífices de ese mundo macabro y callejero al que nos tiene acostumbrados un director como es Quentin Tarantino. Y es que ambos directores han trabajado con el director texano desde sus inicios. En el caso de Sekula, el polaco ha trabajado con este director en sus grandes inicios: “Reservoir Dogs”, “Pulp Fiction” y “Four Rooms”. Por otra parte, el multifacético Robert Rodríguez ha acompañado a este director no solo como director de fotografía en “Four Rooms” y “Sin City” sino que también participó en la parte musical de “Kill Bill Vol. 2”. Por tanto, podemos hablar de Sekula como principal creador de ese mundo sangriento con el que se ha ganado un género propio Tarantino y de Rodríguez como un acompañante en algunas de sus películas que le puede ayudar con todo.

large_reservoir_dogs_blu-ray4l

En conclusión, ambos han sido los encargados de que mucha gente se haya tapado la cara en el cine con escenas donde la sangre inundaba la pantalla – casi literalmente – en garajes y habitaciones de lo más cutres donde, obviamente, nada bueno iba a pasar.

Stephen Schaffer

Para terminar, también quiero destacar el papel de un editor dentro de las películas de animación, puesto que es lo más parecido a un director de fotografía. Y como buen amante de PIXAR que soy, quiero terminar este compendio de artistas con Stephen Schaffer, editor y responsable de la estética de “WALL-E”, “Cars”, “The Good Dinosaur” y “Los Increíbles”. Películas de animación que rebosan elegancia y simpleza para que los niños disfruten de los dibujos tal y como son, y los no tan niños nos quedemos en ocasiones con la boca abierta por lo real que parece todo.

1501644961211982888

No me quiero alargar más, así que, para terminar quiero destacar de este director la magnífica obra de arte que hizo en “The Good Dinosaur”. A pesar de que la película y las críticas sobre la temática relacionan la última obra de PIXAR más con el territorio de Disney, he de decir que a nivel técnico es superior notablemente con esos paisajes que rebosan hiperrealismo y los personajes caricaturizados que atrapan a los niños.

Anuncios

Un comentario en “Cinematógrafos: los grandes olvidados

  1. Pingback: Una resaca de Oscar | The Reservoir Bloggers

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s